Edición No. 1242. Quibdó, noviembre 15 a 21 de 2019

 Definen hoja de ruta para atender producción de achiote chocoano

La planta de Managrú recibirá 1.200 toneladas de cápsula de achiote al año.

La alianza interinstitucional para el desarrollo de la cadena de valor del achiote en el Chocó trazó la hoja de ruta para lo que será la fase de transformación de este producto y su puesta en el mercado de colorantes.

En reunión realizada en Medellín con representantes de las comunidades, productores de achiote, empresa privada, inversionistas y grupos de interés se acordaron los compromisos y se definieron tareas puntuales para atender la producción de achiote de los próximos tres años.

Después de un proceso que incluyó pruebas de laboratorio para la identificación de variedades y semillas más adecuadas, producción de 480.000 unidades de material vegetal, establecimiento y manejo de 670 hectáreas de cultivos, capacitación a 350 productores, ajuste del proceso industrial para la transformación de la semilla obtenida bajo las condiciones ambientales del Chocó y la construcción y puesta en marcha de una planta piloto en Mana-grú, ahora se afinan los detalles administrativos, técnicos, financieros y comerciales que marcarán el rumbo para asegurar la industrialización y comercialización.

Se destaca de este proceso, la creación de la empresa Achiote y Agro del Chocó S.A.S. que se encargará de administrar la transformación y comercialización de la pasta de bixina.

La planta de Managrú, Cantón de San Pablo, recibirá 1.200 toneladas de cápsula de achiote al año.

Esta sociedad la conformaron cinco consejos comunitarios, una organiza

ción de base y la empresa Naranja Madura SAS, encargada de aportar la ingeniería y el diseño para desarrollar el proceso de transformación.

Como aliado comercial, se cuenta con la participación de Colorquímica – CLQ, empresa líder en el sector de colorantes en el país y socia del Programa Oro legal de Usaid.

Para jalonar el escalonamiento industrial, que requiere importantes recursos, se han explorado posibilidades con varios inversionistas.

Uno de ellos es el fondo de capital de impacto Acumen que ha mostrado interés en invertir en la empresa para atender la producción de achiote que se avecina para el 2022. Esta se proyecta cercana a las 4.500 toneladas de cápsula.

La implementación de este desarrollo tecnológico permitirá que la transformación de la semilla de achiote (Bixa Orellana) se realice en la región, para que desde los consejos comunitarios se entregue al mercado bixina en pasta de la más alta calidad, la cual es uno de los principales colorantes naturales utilizados y apetecidos por la industria alimentaria.